lunes, 6 de mayo de 2013

Anti Romana

 Querido Lucilio:

No, no te recomiendo ese viaje veraniego a Roma, salvo que no puedas hacer tus consultas en otro momento. Mira, yo también estuve emocionado con Roma como con una novia. Pero con el tiempo se la conoce. Recuerda que los antiguos romanos huían de la Vrbe en verano siempre que podían. Pues la Roma actual es exactamente una continuación de aquella. ¿De verdad crees que ha cambiado con los siglos?

Dos ejemplos de la Roma del quinientos. Girolamo Fracastoro, estando en su Verona natal, tan cerca del Bénaco (el lago de Garda), escribe a su paisano Francesco Turriano para que se vaya a Verona a acompañarle. Cuenta cómo pasa el día en el campo. Dedica la primera parte de la mañana a la lectura. Luego viene el paseo y la comida en el césped. La tarde se extiende con un sueño bajo los árboles, y nuevos libros y paseos. A la noche viene la contemplación de las estrellas. Al fondo siempre está el recuerdo de la Roma que se cuece al sol.

Vmbra, diem reliquum, somnus, librique viaeque
Producunt, dum siccam aestu Canis excoquit Vrbem.

La sombra, el sueño, los libros y los paseos, alargan
lo que queda del día, mientras a Roma reseca cuece el Can con su calor.


El segundo ejemplo es de Juan Páez de Castro. Disfruta del frescor de los montes Albanos (Frascati y Castell Gandolfo) y escribe a Alessandro Piccolomini para que deje Roma y le acompañe.

...vertice ab illo
Vrbem despicies percoctam solibus. Ipse
Afflatus vento tenui gaudebis abesse.

...desde aquella cima
despreciarás a la Vrbe recocida por el sol. 
                                                               Tú
gozarás, disfrutando la suave brisa, por haberla dejado.

El mejor momento para ir a Roma, Lucilio, es abril o mayo..., que es por cierto cuando iré yo. (Quizás las emociones antiguas nunca abandonan a los mortales).

2 comentarios:

Inmaculada Moreno H. dijo...

Bello texto y bella fotografía.

Eduardo del Pino González dijo...

Gracias. Eres entendida en las dos cosas, según creo. Así que doblemente gracias.

Se ha producido un error en este gadget.